Si te acabas de realizar un empaste dental puede que tengas muchas dudas acerca de su cuidado y mantenimiento. Desde Clínica Dental Pino Montano te contamos lo que debes hacer. 

Los empastes dentales es uno de los tratamientos más realizados en las clínicas dentales. Gracias a este tratamiento, se pueden restaurar los dientes dañados por caries dental, sin necesidad de retirar toda la pieza dental. 

Si quieres realizar un empaste y no sabes que cuidados realizar después, en Clínica Dental Pino Montano te ayudamos con algunos consejos.

¿Qué es un empaste dental? 

El empaste dental, conocido técnicamente como obturaciones dentales. Se trata de tratamientos que eliminan la caries presente en una pieza dental. Es muy importante realizarse revisiones periódicas para evitar que las caries causan un daño menor en el diente. Se puede llevar a cabo previamente una limpieza de caries si no está en estado avanzado. 

La eliminación de caries se realiza con una pequeña intervención. Se hace una pequeña cavidad en la pieza dental afectada para retirar la caries y colocar el empaste. El paciente recupera de esta manera la salud bucodental y su bienestar. 

Consejos para cuidar un empaste dental 

Tras una intervención muy sencilla al colocar el empaste dental, puede que tengas algunas molestias. Debes de considerar los siguientes aspectos: 

  • No mastiques por la zona del diente afectado: Tras las primeras horas de la intervención, da igual el tipo de empaste. Es posible que el paciente sienta una sensibilidad mayor de la habitual. Es muy importante evitar masticar o ejercer presión sobre la zona afectada. 

Así se conseguirá una recuperación más rápida y se evitaran obturaciones dentales. Para no dañar la salud dental hay que masticar por el lado contrario del empaste dental. 

  • Evita alimentos muy calientes o fríos: Para eliminar la caries el diente se ha sometido a una intervención. El diente donde se ha dado el tipo de obturación estará más sensible. Hay que evitar alimentos con temperaturas extremas, un ejemplo sería un vaso con hielo o un café hirviendo. Mejor tomar alimentos templados que no afecte al nervio del diente. 
  • Come alimentos blandos y de fácil masticación: No te preocupes esto solo será durante la siguiente comida que hagas después de la intervención. Luego vuelve a tu dieta normal, en la que probarás los alimentos para realizar la prueba de mordida y garantizar que el empaste está colocado de manera correcta. 

Aunque es mejor que te esperes unas semanas para comer alimentos demasiado duros, pues puedes provocar un desplazamiento del propio empaste dental. En conclusión, al principio evita alimentos como bocadillos, frutos secos, mariscos… 

  • Evita alimentos pegajosos: No comas alimentos excesivamente blandos o pegajosos, como la miel, los chicles, caramelos… Cada boca es diferente y algunos empastes dentales tardan en endurecerse del todo. Lo mejor es que tomes precaución en la alimentación para cuidar tu salud bucodental. 

  

¿Necesitas un dentista en Sevilla? 

Si tienes una ausencia dental, dolor de muelas o alguna caries… En Clinica Dental Pino Montano somos tus dentistas en Sevilla de confianza. Disponemos de todos los tratamientos y servicios que mejor se adaptan a tu caso. 

Conoce nuestros tratamientos, desde implantes dentales a estética dental. Tenemos todo lo que tus dientes necesiten. Llevamos más de 20 años cuidando de tu sonrisa.